Carrito de D. Tomás

Manuel de Falla
Manuel de Falla

Pegado al costado de la Iglesia de Nuestra Señora de la Peña de Francia, estaba el carrito de D. Tomás, llevado por el propio Don Tomás, hombre de carácter agrio y semblante serio imponía respeto a los niños que como yo se acercaban a comprar a su carrito. ¡No me toques las papas fritas niño, yo te las doy!, te decía cuando cogías el paquete dispuesto a pagárselo ya.

Su semblante recordaba al que aparecía en los billetes de 100 pesetas, con el rostro de Manuel de Falla, delgado, calvo y con gafas, Don Tomás imponía con su carácter un respeto que hacía que comprarle golosinas se convirtiera en algo tan serio como presentar una gestión en el ayuntamiento.

D. Tomás tenía en su carrito, judías, caramelos, piruletas, chupetes, pipas, millos, pero lo que más me gustaba, mi golosina favorita, eran esos triángulos de lujuria y placer, de disfrute de los sentidos, que se derretían en la boca dejando pedacitos de caramelo almendrado, que guardabas para el final y masticabas con deleite, esas riquísimas y maravillosas tabletas de Toblerone.

Aún hoy, en ese lugar hay un carrito que lleva su nombre. El otro día pregunté por él a la joven que trabaja dentro, y le conté que yo conocí a D. Tomás, me miró con cara de, “a mí que me importa” y sólo faltó decirme, “señor, no me toque las papas fritas, que yo se las doy”, sonreí. D. Tomás, su espíritu sigue vivo en ese carrito, D.E.P.

4 pensamientos en “Carrito de D. Tomás

  • 13/09/2014 en 9:57 am
    Enlace permanente

    don Alejandro ,,,con el bonito comentario que hace sobre mi padre don tomas real le dire que si el comentario es de la fecha 4/3/2012 a la señorita que usted le pregunto era una empleada , ya que en ese año era mi hermano quien disfrutaba del kiosko . yo soy la hija mas chica y la que regenta el kiosko ahora y me a resultado simpatico lo que pone de mi padre …….si pasa un dia por el kiosko me en cantaria saludarlo ,,,un saludo ZORAIDA REAL

    Respuesta
    • 13/09/2014 en 11:00 pm
      Enlace permanente

      Muchas gracias por el comentario. ¿Me dejarás coger las papas? Espero que coincidamos un día, un abrazo.

      Respuesta
  • 14/09/2014 en 9:34 pm
    Enlace permanente

    Una maravilla de post. El carrito es Don Tomás es el carrito de todos los canarios de esas generaciones. Entrañable personaje al que su carácter le da fuerza. Muy bueno lo de usar al gran Manuel de Falla para hacernos idea de su físico. D. Tomás es ya memoria colectiva de todos los canarios. Gracias y felicitaciones por el extraordinario blog, Alejandro.

    Respuesta
    • 14/09/2014 en 10:46 pm
      Enlace permanente

      Muchas gracias por molestarte en comentar. Así lo escribí, de una forma entrañable, como un grato recuerdo de niñez. Saludos.

      Respuesta

Deja un comentario